domingo, 4 de enero de 2009

Encajar

Esa es la palabra.

Recientemente una amiga me contaba que un conocido suyo estaba en Ucrania. Será mejor que empiece por el principio.

Una chica ucraniana vino a España. Conoció a un chico español. Se entendían en inglés. Aunque ninguno de los dos lo hablaba de forma fluida.

Y están juntos. Tan agusto.

Él fue a aquel país a conocer a la familia de ella. Y parece que su inglés, el de él y el de ella, no ha mejorado. Parece que no importa.

No me pondré romántico en exceso. Sólo diré que me parece la historia más bonita que me han contado en mucho tiempo.

Pocas personas conocen a alguien y, tras un tiempo juntos, no muy largo; viajan al país de la otra persona para conocer a su familia. Y tan agusto.

Eso es encajar.

2 comentarios:

senses or nonsenses dijo...

las lenguas, las palabras sólo llevan a la confusión (no alcanzan a expresar lo que sentimos).
la familia, los amigos, los lugares de la infancia del otro llevan a la con-fusión.

un abrazo.

Anónimo dijo...

Mira por donde...no sabía que tenías blog y es una gran error por tu parte,querida voz amable de la diecinueve,que no me hayas informado de tan currada página.Enhorabuena.
Lo de estar informado de quién mira todo tu blog a la hora exacta si es información y no el Tuenti jaja!.
Un besín.